Compatibilidad de Capricornio y Leo

Compatibilidad de Capricornio y Leo

Capricornio

Compatibilidad de Capricornio y Leo

Leo

El fuego y la tierra parecen no tener nada en común; mientras la tierra se esfuerza en poner de manifiesto su productividad, el fuego arrasará con todo lo que necesite de ella, haciendo alarde de su egoísmo y egocentrismo. Pero siempre queda una puerta abierta para dos enamorados del amor, ¿quieres saber cómo se abre?

Aspectos positivos.

Comodidad: ambos signos adoran vivir cómodos, libres de preocupaciones por la escasez de recursos materiales. Por lo tanto, trabajarán en conjunto para llegar a fin de mes de forma digna y tratarán de ganar una cantidad de dinero que alcance para vivir holgados.

Lujos: el león irá un paso más allá de la comodidad y le enseñará a Capricornio que una vida lujosa no tiene nada de malo, sino que es una forma muy gratificante de materializar todo ese tiempo de trabajo que se ha invertido con tanto esmero.

Responsabilidad: los dos son muy aplicados y responsables con sus obligaciones, por lo que será una unión con los pies sobre la tierra, con las cuentas pagas en tiempo y forma y con los niños con la tarea pronta antes de que caiga el sol. En otras palabras, funcionarán como un reloj al estar juntos.

Aspectos negativos.

Egoísmo: tanto el león como la cabra son un tanto egoístas, la diferencia entre ellos es que Leo disfraza más este defecto al mostrarse generoso. Sin embargo, en el fondo, es su propia necesidad de reconocimiento la que lo lleva a preocuparse por los demás. Por su parte, la cabra tiende a pensar en su beneficio y bienestar antes que el de ninguna otra persona. Esto puede convertirse en un gran problema cuando cada uno quiera inclinarse hacia sus propios beneficios.

Vida social: mientras que Leo necesita abundante de ella, la cabra tiende a retraerse y alejarse de las personas. En un determinado momento, la incomodidad entre ambos se hará presente.

Temor a avanzar: estos dos signos son muy conservadores, lo cual es una alerta roja hacia el avance. Si bien ellos no sufrirán las consecuencias directas de esta negación al progreso, sí lo harán sus hijos si es que la pareja prospera y la familia se amplía.

Te puede interesar

Tus Comentarios

Privacidad